¿Inundaciones en tu terreno? ¡Prepárate y protege tu futuro!

Fecha de Publicación : 14/06/2024

2024 ha sido un año más lluvioso que los anteriores. Eso ha disminuido los problemas derivados por la sequía, pero plantea otro problema: ¿Tu terreno está preparado para recibir tanta agua?

Un dato fundamental que necesitas saber antes de comprar un terreno para vivir en él es conocer los cauces de ríos o presencia de masas de agua en las cercanías que se puedan rebalsar. ****

Además, conviene saber cómo se ve el terreno en su mejor momento y en el peor (por ejemplo, después de una lluvia). Es normal que se forme barro o queden pozas de agua.

Sin embargo, si se inunda gran parte de la tierra, será un problema a la hora de construir.

¿Qué puedes hacer?

Prevención y evaluación

Contacta a un profesional agrónomo o geólogo que te ayude a identificar por qué se inunda tu terreno y cómo le afecta. Realizar un estudio de suelos con antelación ayuda a conocer los estratos que componen la tierra y prever su comportamiento ante eventos como una inundación.

Según el Observatorio para la Innovación Agraria, Agroalimentaria y Forestal (OPIA), el anegamiento compacta el suelo e impide que ingrese oxígeno y nutrientes a las raíces de la vegetación. Además, si el agua está estancada por varios días, puede alterar la permeabilidad y saturación del suelo.

Es fundamental que un profesional evalúe el nivel de daño provocado, revise si las napas subterráneas se vieron afectadas y si existen sales u otros elementos que causen problemas a la vegetación.

Soluciones para drenar el agua

Los terrenos pedregosos y arenosos tienen buena capacidad de drenaje, por lo que no presentan mayores problemas.

Si no es el caso, conviene invertir en soluciones como canaletas y zanjas para recibir el agua y alejarla de la zona que se inunda. Otra alternativa es el drenaje subterráneo, con tuberías que eliminan el agua estancada por debajo de la superficie.

Recuerda limpiarlos con frecuencia como medida de prevención.

Construcciones bien preparadas

Una opción ideal para asegurar que tu vivienda u otras construcciones estén a salvo del agua es elevarlas sobre el nivel de inundación mediante pilotes de acero u hormigón. Consulta con un arquitecto esta posibilidad y, si lo llevas a cabo, cuida que el espacio inferior esté libre de roedores o insectos.

Respecto de la edificación en sí, algunos materiales que resisten bien el agua son el concreto, baldosas cerámicas y pinturas epóxicas, entre otros.

También puedes utilizar productos impermeabilizantes y selladores impermeables para puertas y ventanas.

Siempre asesórate con un profesional y cumple las normativas municipales establecidas para construir y realizar trabajos en tu terreno.

¿Buscas una parcela? En PortalTerreno.com encontrarás cientos de publicaciones a lo largo de todo Chile. ¡Entra hoy y descubre todas las oportunidades que hay para ti!

Fuentes

  • Foto principal: Unsplash.
  • “Recomendaciones para recuperar el suelo agrícola impactado por las inundaciones”, nota en el sitio web del Observatorio para la Innovación Agraria, Agroalimentaria y Forestal (OPIA).



¡Manténte informado de las mejores ofertas y noticias!
Ingresa tu correo electrónico Enviar